España incluye en el presupuesto 2022 el control del juego online y la ludopatía

Fecha de creacion: oct. 11
Escrito por Alessandro Piccolo

El juego online sigue siendo un punto de atención para el Gobierno en España, así como algunas consecuencias que este genera. Por esta razón el presupuesto 2022 destinado al ministerio de Consumo alcanzará los 57,18 millones de euro, lo que evidencia que aumentó 10 millones en comparación con el de 2021.

El Ejecutivo ha aumentado las partidas en lo relacionado con los mecanismos de inspección del juego online y de la lucha contra la ludopatía como principales puntos de interés a atender. Además, pretende invertir en la modernización y promoción en sistemas de arbitraje para la resolución extrajudicial en los conflictos entre consumidores y empresas. Todo esto corresponde a un mayor aumento en el presupuesto de la regulación de juego online, es decir un 66,08 por ciento en comparación con 2021. También, se debe añadir al incremento de las inversiones procedentes de fondos europeos de recuperación, el incremento de inversiones para la vigilancia y control del mercado del juego y apuestas que ya supera el 110 por ciento.

Las partidas beneficiadas están relacionadas con las nuevas normativas del Ministerio de Consumo que está creando y que permiten fortalecer la capacidad de vigilancia, control y sanción sobre el mercado de los mejores casinos online en España. Asimismo, la inversión en las campañas de prevención de la ludopatía asciende los 1,5 millones de euros.

Además, existe una partida para la protección de personas con trastornos del juego que sirve para la financiación de la interconexión de los registros de personas auto-prohibidas.

Para 2022 se estima coordinar los registros que actualmente son los encargados de controlar de forma independiente las comunidades autónomas y el Gobierno central. Ya se está trabajando en la unificación de los registros, por convenios con ministerios y comunidades, para que personas con trastornos del juego queden completamente excluidas del juego presencial como de la vía online en todo el país.

El propósito sin lugar a duda es disminuir a lo más posible las enfermedades relacionadas con el juego, por esta razón el Gobierno está abocado en atender la situación invirtiendo lo que sea necesario para mantener sana a la población y para generar campañas que expliquen la importancia de mantener un juego sano sin adicciones que perjudiquen a la sociedad.